www.onemagazine.es
39 personajes que, desde cero, han llegado a ser millonarios o famosos
Ampliar
(Foto: Fotograma - Jobs)

39 personajes que, desde cero, han llegado a ser millonarios o famosos

Esta es la historia de personas que tuvieron una gran idea o vieron una oportunidad de negocio donde nadie la vio y han tenido un gran éxito

JOE GEBBIA Y BRIAN CHESKY

Los fundadores de Airbnb empezaron alquilando varios colchones hinchables

» Cómo lo consiguieron. La idea de Airbnb surgió en 2008, cuando Joe y Brian necesitaban dinero para pagar el alquiler de su apartamento en San Francisco. En ese momento se celebraban unas jornadas sobre diseño que habían dejado la ciudad prácticamente sin alojamientos disponibles. Ver esa necesidad les impulsó a alquilar tres camas hinchables en su propia casa, creando así el primer anuncio dentro de Airbnb -"cama hinchable & desayuno"-. Joe y Brian pusieron en marcha una web -www.airbedandbreakfast.com- y seis días más tarde tenían las primeras reservas de personas que dormirían en su piso durante dichas jornadas de diseño.

» Qué pasos siguieron. Durante cuatro meses trabajaron en una web cuyo propósito era encontrar compañeros de habitación. Sin embargo, se dieron cuenta de que ya existía una plataforma online similar. En el verano de 2008 lanzaron una nueva versión de Air Bed and Breakfast con un diseño diferente y que permitía reservar por Internet con sólo tres clicks pero no encontraron inversores. Volvieron a lanzar la web durante la Convención Demócrata de 2008 en Denver, aprovechando que habría mucha gente. Como la web no recaudaba dinero y necesitaban promocionarse, lanzaron una campaña de marketing y personalizaron cajas de cereales con la imagen de Obama y de McCain -candidatos entonces a presidir EE.UU.- y con información básica de Airbnb. Además de ganar 30.000 euros, llamaron la atención de Paul Graham, un inversor de capital riesgo que financió Air Bed and Breakfast con 18.700 euros y durante tres meses estuvieron mejorando el proyecto en su incubadora. En 2009 cambió su nombre a Airbnb y un mes más tarde recibieron 562.000 euros de inversión inicial de Sequoia Capital.

» Hasta dónde han llegado. Hoy en día esta plataforma que permite alquilar habitaciones y viviendas privadas a particulares está presente en más de 34.000 ciudades de más de 191 países. Más de 60 millones de personas han usado Airbnb. Está valorada en unos 25.000 millones de euros.

ALEX TEW

Ganó un millón de dólares vendiendo píxeles

» Cómo lo consiguió. En agosto de 2005, este británico -que entonces tenía 21 años- tuvo una idea muy ingeniosa para sufragar sus estudios universitarios: vender cada uno de los píxeles de su web, que llamó www.milliondollarhomepage.com -La web del millón de dólares-. Cada píxel costaba un dólar y los puso a la venta en cuadrículas de 10x10. A cambio del pago, el comprador ponía en el espacio que había comprado la imagen que eligiese enlazada a cualquier web. Tew se comprometía a no cambiar la web y a mantenerla online durante un mínimo de cinco años.

» Qué pasos siguió. Tew envió un comunicado de prensa y muchos medios de comunicación se hicieron eco. En cuatro meses la web se hizo viral y Tew logró lo que buscaba: un millón de dólares. Entre los anunciantes estaban desde compañías como Panda hasta casinos online, pasando por webs de casas rurales o para aprender español. Cuando logró el objetivo, abandonó la universidad.

» Hasta dónde ha llegado. Tew emprendió varios proyectos, pero no tuvo el mismo éxito y, en muchos casos, fracasó. Fue el caso de Pixelotto, una especie de lotería en la que también vendía píxeles... pero para conseguir venderlos más rápidamente, ocultó un millón de dólares bajo uno de ellos-, o PopJam, una red social para compartir contenido divertido. También creó un curioso videojuego para tirar zapatos al expresidente estadounidense George W. Bush.

KHALIL RAFATI

Un antiguo vagabundo y drogadicto al que los zumos le hicieron millonario

» Cómo lo consiguió. En 2001, durante una fiesta, Rafati estuvo a punto de morir de una sobredosis. Un año más tarde, unos extraños le dispararon mientras estaba en un baño drogándose. Llegó a pasar incluso dos años en la cárcel hasta que tocó fondo y dejó las drogas. Tras rehabilitarse comenzó a hacer smoothies -batidos de frutas- y zumos orgánicos con muchas vitaminas a los pacientes que estaban en un centro de rehabilitación para darles fuerzas y que pudieran superar la adicción. Los zumos estaban tan buenos que su fama se extendió por todo Malibú -California, EE.UU.- y fueron muchas las personas que se acercaban a pedírselo a su propia casa.

» Qué pasos siguió. Al ver las posibilidades de negocio, creó el bar SunLife Organics, con 47.000 euros que tenía y la ayuda de un inversor.

» Hasta dónde ha llegado. Cuenta con seis locales en Los Ángeles, en los que suelen trabajar personas que lo han pasado tan mal como él.

Si quieres leer el resto de historias puedes hacerlo en el número 35 de ONE Magazine, disponible en kioskos y online.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Desarrollo Editmaker

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.