www.onemagazine.es
Raúl Sánchez, CEO Mnemo: “Para hacer seguro el mundo ciber hay que contar con el mejor talento… y ser creativo”
Ampliar

Raúl Sánchez, CEO Mnemo: “Para hacer seguro el mundo ciber hay que contar con el mejor talento… y ser creativo”

Estudió ciencias sociales pero pronto le apasionó el mundo de la tecnología. Así que se puso a desarrollar software para entidades financieras -en lenguajes de programación que han pasado a la historia-. Pero lo suyo era el mundo de los negocios y tras pasarse al área comercial, fue nombrado gestor de alianzas y cuentas estratégicas de la compañía española Mnemo. Desde noviembre de 2016 es el nuevo director general de una de las empresas españolas de ciberseguridad de referencia.

Estudió ciencias sociales pero pronto le apasionó el mundo de la tecnología. Así que se puso a desarrollar software para entidades financieras -en lenguajes de programación que han pasado a la historia-. Pero lo suyo era el mundo de los negocios y tras pasarse al área comercial, fue nombrado gestor de alianzas y cuentas estratégicas de la compañía española Mnemo. Desde noviembre de 2016, Raúl Sánchez, es el director general de Nmemo, una de las empresas españolas de ciberseguridad de referencia.

Cómo te defines como ejecutivo…

Soy una persona empática, que apuesta por un liderazgo moral, que a mi modo de ver, es el que prevalece. Me gustan las estructuras de trabajo horizontales, colaborativas y positivas.

¿Qué es para ti la ciberseguridad?

Se trata de un concepto que ahora está muy moda pero siempre ha estado ahí. Me gusta porque es muy transversal: todos los mundos confluyen en ella y por ella pasan todas las tendencias tecnológicas. Qué te apasiona de ella… Al cambiar tan rápido y aportar tanto valor a todo tipo de sectores –automoción, finanzas, turismo, etc- es como una fuente de juventud… Y exige una gran intensidad en lo que todo lo que haces. Además, suele ser bastante común que los mejores en ciberseguridad tienen un ‘punto excentrico’ que hace que siempre te diviertas trabajando.

¿Cómo explicar que es Mnemo?

Es un ‘adolecente’ que ya ha decidido qué carrera quiere hacer. Antes éramos una empresa generalista de tecnología –y continuamos ofreciendo servicios de consultorio, desarrollo de software, integración de soluciones, redes, etc- pero también queremos ser un referente en ciberseguridad. Actualmente facturamos 35 millones de euros en España y 52 en todo el mundo y contamos con más de 700 empleados entre España, Colombia, México. Queremos estar en Iberoamérica, Europa y Oriente Medio. Al estar presente en estos países, contamos con datos e información para detectar patrones de comportamiento de las mafias que actúan de forma global. Y somos buenos porque somos españoles: nuestro país es una referencia en ciberseguridad.

Tu reto como CEO al frente de ella…

Es convertirla en una compañía referncia en el sector, cercana a sus clientes y flexible. A esto unimos una toma de decisión muy ágil. Es un valor que nos diferencia frente a la competencia. Cuál es vuestro punto fuerte… En 2016 realizamos un cambio de imagen corporativa y hemos mejorado todas nuestras infraestructuras. Somos una compañía que ha sabido gestionar la ciberseguridad de forma diferente y eficiente. Aportamos valor con una relación cercana al negocio de los clientes. Y tenemos una apuesta realmente importante en innovación. ¿Nuestro reto? Ser un socio de confianza para nuestros clientes en un ámbito tan delicado como es la Seguridad. Comenzamos realizando auditorías pero ahora damos servicio a todo tipo de clientes, incluso a cuerpos y fuerzas de seguridad –a los que ofrecemos principalmente servicios ciber Inteligencia, muy maduros-. Además contamos con tres centros de operaciones de ciberseguridad –SOC- y esperamos abrir un cuarto en Arabia Saudí-. Además, somos de los pocos que estamos como homologados como CERT por la universidad Carnegie Mellon.

Para tener éxito en ciberseguridad…

Intentamos aportar una visión holística, y adaptativa. Somos consciente de que tarde o temprano nuestros clientes serán atacados así que lo que intentamos es que, en esa situación, tengan un elemento de confort porque saben que tienen los protocolos, el equipo y la tecnología adecuada para hacerla frente sin que sufra el negocio. Los sistemas de ciberseguridad deberían actuar como nuestro sistema inmunológico, se adaptan al ataque y luchan contra él. Por eso la ciberseguridad no sólo es tecnología, para ser eficaz tiene que tener mucho de estrategia pensada e inteligencia desplegada. Además, creo que es necesario comunicamos más y mejor entre todos. La lucha contra el cibercrimen debe ser global y para ello los buenos debemos estar unidos y compartir información. Y dotarla del presupuesto adecuado. Nos jugamos mucho. Creo que el gobierno y organismos como el Incibe, el CCN Cert o el CNPIC lo están haciendo muy bien pero aún hay muchos organismos públicos que deben concienciarse más y realizar concursos bien planteados.

El error que muchos cometen…

No ver que para estar seguro hay que trabajar de forma continua. No vale certificar un servicio puntualmente para cumplir una normativa. Tienes que realizar auditorías continuas, medir, evolucionar… es la única forma de alcanzar la madurez en ciberseguridad. No trabajamos con clientes de forma puntual, les acompañamos todo el tiempo. También somos potentes en la auditoría de gobierno, en el cumplimiento del nuevo Reglamento de Protección de Datos, en la tecnología propia que desarrollamos y nuestros equipos de auditoría –Blue team y Red team-.

Qué resulta crítico en las empresas de ciberseguridad…

Captar talento y saber incentivarle para que este a gusto en la empresa y aporte todo el valor que pueda. Hay que tener claro que a las nuevas generaciones el dinero no es su prioridad. Tienen valores diferentes: no les importa trabajar desde casa, o desde diferentes lugares, por ejemplo, y para atraerles les tiene que enganchar el proyecto y tener un líder en el que crean y con el que continúen aprendiendo.

Tras tantos años en la ciberseguridad, ¿qué has aprendido?

Vivimos en un mundo muy complejo en el que, para defenderse, no vale el enfoque tradicional. Ahora te puede atacar los sistemas de tu empresa a través de millones de dispositivos infectados, en decenas de países. Así que hay que plantearse soluciones cada vez más creativas y aprender y estudiar, cada día, a los criminales.

¿Por qué está tan amenazada nuestra vida digital?

Vivimos un mundo paralelo a otro en el que los criminales buscan sacar el máximo beneficio. Para luchar contra ellos hay que hacerlo en común. Nadie que vaya por libre puede tener éxito, hay que actuar de forma coordinada. El problema actual es que vivimos en un mundo de falsa sensación de seguridad. Basta como ejemplo que poca gente lleva bien configurado el móvil o con un antivirus. Nosotros damos servicio a grandes corporaciones pero también a empresas de tamaño medio. Hay que cambiar la idea de que la ciberseguridad es cara. Sufrir un ransomware –software malicioso que se secuestra la información a cambio de un rescate- causándote pérdidas de 300.000 euros por no haber contratado servicios de 7.000 no tiene mucho sentido. Pero no es la cultura habitual desgraciadamente.

Un error que cometen las empresas en ciberseguridad…

Nosotros ofrecemos un servicio pero no estamos con nadie concreto. En tecnología lo que vale hoy puede no valer mañana. La tecnología es el epicentro, pero hay que ser agnóstico. Vivimos de la hiperconectividad entre sistemas, proveedores y de los fabricantes. Es arriesgado basar tu estrategia en un fabricante porque lo diga una consultora o un estudio de mercado. Por eso, nuestra estrategia pasa por minimizar el gasto de los clientes en tecnología, lo hacemos nosotros y les damos servicio a un precio adecuado. Vivimos un entorno muy cambiante.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Desarrollo Editmaker

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.