www.onemagazine.es
¿De qué se arrepiente Dacia?

¿De qué se arrepiente Dacia?

El año pasado, cuando la firma rumana –propiedad de Renault- decidió renovar sus modelos Dacia y Logan, apostó por no importar la versión familiar de este último. Sin embargo, y de repente, ha cambiado de criterio… ¿por qué?

Dacia Logan, para los que tienen poco pero necesitan coche nuevo

Hay varios motivos por los que la firma de automóviles  Low cost Dacia ha decidido importar un coche que, en principio, no estaba en los planes de la firma para el mercado español. Nos referimos al Logan MCV, que no es otra cosa sino el Logan con carrocería familiar, un vehículo que, por cierto, ya se comercializó en nuestro mercado en su anterior generación. Finalmente se va a vender porque, de esta forma, Dacia sabe que dispone del coche familiar más barato del mercado, de manera que dispone de un producto que podrá interesar a esas familias que buscan un coche muy amplio, a precio muy ajustado, pero que no buscan un monovolumen –es decir, que buscan un modelo como los de esta firma… pero no quiere el Lodgy-.

En segundo lugar, porque este Logan MCV ayudará para que este constructor mantenga su excelentes cifras de ventas en el mercado español; de hecho, en los tres primeros meses de este año 2014, han logrado incrementar las unidades vendidas en un 65% teniendo en cuenta el segmento de los turismos y un excelente 85% si tenemos en cuenta los comerciales, categoría en la que Dacia se estrenó en la segunda mitad del año pasado.  

En cuanto al coche en sí, deriva del Logan berlina, aunque como es lógico todo el diseño de la parte posterior es diferente y el tamaño ha crecido, con una longitud total de 4,49 m y una altura de 1,51 m; es un automóvil práctico, gracias no sólo al gran portón posterior, sino también a sus generosos 573 litros de volumen de maletero, que crecen hasta los 1.518 si se abaten los asientos traseros. Según Dacia, en el interior del coche se puede transportar objetos de hasta 2,7 metros de largo y no faltan 13 huecos portaobjetos repartidos por todo el habitáculo.

El coche se podrá elegir con cuatro motores en total: dos gasolina con 75 y 90 CV –el primero de ellos, con una variante que puede funcionar también con gas licuado; el segundo de ellos un tricilíndrico con turbo- y dos diesel 1.5 dCi de 75 y 90 CV –que destacan por su reducido consumo medio de 3,8 litros / 100 km-, en todos los casos mecánicas procedentes de anteriores y actuales modelos de Renault; tal vez habría sido perfecta la posibilidad de optar al diesel de 110 CV que ya usan los Duster y Lodgy, que por su fuerza y respuesta ‘cuadra’ muy bien con un automóvil pensado para viajar con mucha carga. Cualquiera de los propulsores únicamente se puede asociar a un cambio manual de cinco marchas, así como con tracción total.

Pero, sin duda, lo más representativo del coche son sus ajustadísimos precios, que no necesitan de ofertas para situarse en lo más ‘bajo’ del mercado. Así, el 1.2 gasolina de 75 CV con acabado de acceso Ambiance parte desde los 10.200 euros, aunque aquellos que puedan beneficiarse del Plan PIVE lo pueden conseguir desde 7.950 euros. Por otra parte, este mismo motor pero preparado para usar GLP y con el acabado superior Laureate empieza en los 11.300 euros, mientras que el 0.9 turbo de 90 CV cuesta 11.500 euros y para los diesel, los precios son de 11.900 y 12.500 euros, para las versiones de 75 y 90 CV, respectivamente.

El acabado más sencillo –Ambiance- ya viene de serie con dirección asistida, ESP, ABS, airbaga frontales y laterales delanteros, cierre centralizado, elevalunas eléctricos… Sin embargo, el aire acondicionado es opcional por apenas 440 euros, mientras que el navegador sale por 452 euros.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Desarrollo Editmaker

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.