www.onemagazine.es

Instituto Tecnológico La Marañosa (ITM): Tecnologías de la Información y Ciberdefensa

miércoles 28 de diciembre de 2011, 00:00h
El ITM desarrolla entornos de experimentación de conceptos y el estudio y aplicación de las nuevas tecnologías al ámbito de la seguridad y la defensa, que cuenten, tanto con simuladores como con sistemas reales, y que permitan mejorar no solo la instrucción de nuestras tropas, sino también ensayar y optimizar nuevas doctrinas y protocolos de actuación.

La idea de ir introduciendo la simulación en los entornos operativos y desarrollar con ello herramientas que permitan ensayar y, en lo posible, mejorar doctrinas y optimizar recursos, protocolos de actuación o reglas de enfrentamiento, es una de las misiones fundamentales del ITM y que quedan bajo la “S” del área Tecnologías de la Información, Comunicaciones y Simulación (TIC-S).

Se están produciendo adelantos muy relevantes en el área de simuladores al estar generalizándose el uso de la arquitectura de alto nivel (High Level Architecture, HLA, colección de estándares y protocolos regulados y acordados a nivel OTAN que se materializan en una arquitectura de interoperabilidad entre elementos simulados). La HLA consigue la interoperabilidad entre simuladores y hace posible la Simulación Interactiva y Distribuida (SID).
También se ha comprobado que esta arquitectura permite la interconexión e interoperatividad entre simuladores y sistemas de mando y control, como por ejemplo el sistema de mando y control del Ejército de Tierra, SIMACET, en un demostrador que incorpora, además, un simulador aéreo “open source”, un simulador de blindados y otro de artillería de campaña.

Tras la demostración de esa posibilidad, una primera aplicación ha sido la simulación de la ruta Lithium (la carretera donde transitan nuestras tropas en Afganistán) con el despliegue de un convoy, incluyendo  la simulación de la actuación de IEDs, respuestas, coberturas, evacuaciones, logística y escolta necesaria, lo que permitirá diseñar las actuaciones adecuadas para aumentar la seguridad de nuestras unidades y la eficacia del uso de los recursos materiales y económicos.

Ya hay también proyectos en marcha para la incorporación de reconocimiento de voz y el estudio de las emociones en el habla para su posible implantación en entornos similares.

En un aspecto más relacionado directamente con  el ámbito de las TIC, ni que decir tiene que es la “ciberdefensa” y las capacidades tecnológicas que nos ofrecen las nuevas redes de comunicaciones, las que forman parte de las inversiones y desarrollos de modelos de conceptos para poder estar a la vanguardia y ofrecer a los Ejércitos capacidades novedosas de integración y comunicación así como una mejor aplicación a la seguridad y defensa nacional.

En este sentido podemos hablar del “Centro de experimentación de ciberdefensa”, que se encuentra en estudio de especificación y que se prevé tendrá una capacidad de simular hasta 1000 nodos virtuales y adentrarse en el análisis y evaluación de los siguientes aspectos fundamentales: denegación de servicio, inteligencia, detección y estudio de los diversos ataques, estudio técnico del “malware”, evaluación de equipos, certificación de protocolos seguros, etc.

El Centro de experimentación de ciberdefensa abordará 4 grandes retos que se plantean actualmente: inteligencia, ciberarmas y su naturaleza, nuevas tecnologías en este campo y técnicas de ciberdefensa y paliación de ataques. Para ello se han firmado ya acuerdos, y existen otros pendientes de firmar, con entidades públicas y privadas de reconocido prestigio en el ámbito de la ciberseguridad, así como con distintas universidades. Desde el amplio mundo de las comunicaciones y añadido a lo enunciado sobre certificaciones de equipos y protocolos seguros, cabe destacar específicamente el proyecto sobre las redes de comunicaciones WiMax y el análisis y estudio de su utilidad en los despliegues desde el nivel soldado al nivel División. El concepto es fácil a priori, se trata de lograr una comunicación “End-To-End” en toda la cadena de mando y llegar en un futuro a integrar con satélites.

Todo este ambicioso proyecto se basa en conseguir que sea la industria española la que tenga un papel clave y fundamental en todo el desarrollo, y propiedad del mismo con vistas a posibles exportaciones, y el objetivo final de servicio a disposición del combatiente. Debería, y esa es la apuesta, convertirse en el futuro en un sistema táctico de comunicaciones “end-to-end” netamente español. Además, el ITM está realizando la supervisión técnica de programas relacionados con radio definida por software (SoftwareDefined Radio, SDR).

En un pequeño apunte técnico para los más exigentes, se plantea también el disponer de un teléfono IP encriptado a nivel del combatiente, con servicio PTT y enrutamiento en malla y capacidad de enrutar hacia arriba y que, a la vez, nos permita transmitir voz, datos y video, siempre bajo la premisa de seguridad de la comunicación.

Por avanzar el paso futuro, ¿qué tal si vamos trabajando en el ITM-TICS en las antenas fractales móviles en vehículos escamoteables? Que es uno de los  objetivos y retos futuros del Instituto.

Por último, destacar que todo el conocimiento no queda perdido en la mente de cada doctor ingeniero o ingeniero que forma parte de los equipos de trabajo del ITM; estos equipos son una comunidad perfectamente orientada a salvaguardar y proteger la información y conocimiento que se va generando, sin olvidar los más de cien años de experiencia y resultados que atesoraron los centros que dieron lugar al ITM

A tal fin el foco está puesto en la “gestión del conocimiento” en la que se trabaja y que tiene su procedimiento y despliegue máximo con la “web del conocimiento” que permitirá la distribución de la información que se vaya generando en las distintas comunidades de interés y permitirá el flujo transversal de la misma entre ellas. 

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Desarrollo Editmaker

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.