www.onemagazine.es
Qué te ofrece el líder europeo de servicios en la Nube frente a Amazon y Microsoft
Ampliar
(Foto: Pixabay - Pexels)

Qué te ofrece el líder europeo de servicios en la Nube frente a Amazon y Microsoft

Tiene 34 años, pero cuenta con la experiencia laboral de todo un veterano. Experto en tecnología, este ejecutivo francés ya destripaba ordenadores con sólo 14 años. Organizador en los 90 de alguno de los mayores encuentros de informática de Francia –como las LAN Party-, ha trabajado en IBM, TRSB, Devoteam y Oracle. Ahora, es director de Marketing y Ventas de OVH en España, el líder en servicios cloud de Europa. Su objetivo en nuestro país es dar conocer los motivos por los que su nube es más segura e innovadora que el resto.

En las oficinas de OVH, a muy pocas calles de la céntrica Puerta del Sol, en Madrid, se respira el aire de las compañías más tecnológicas… y ‘frikis’. Junto a salas de reunión con paredes de cristal, frases motivadoras en las paredes y, por supuesto, un futbolín no faltan filas de programadores y expertos en informática que gestionan los servicios en la nube a miles de clientes en España, en su mayoría empresas.

Romain Coplo es la mejor imagen del ADN de la compañía: no ha cumplido aún los 35 y le apasionan todos los usos que pueden darse a la tecnología, aunque también le gusta desconectar de ella practicando escalada los fines de semana. Charlamos cara a cara con este tecno-ejecutivo que “quiere mejorarlo todo” dentro de su campo. Y cree que su empresa puede conseguirlo.

¿Cómo te metiste en el mundo de la tecnología?

Siempre he sido un poco friki de la tecnología -risas-. Mi padre trabajaba en IBM, así que siempre he tenido mucho contacto con ella. Con 15 años me gustaba desmontar ordenadores y poco después, junto con otros amigos, montamos las llamadas LAN Party, con ordenadores en red cuando ni siquiera existía Internet para el gran público. Comenzamos en un garaje -casi no dormíamos- y terminamos haciendo eventos en Francia, Suiza y EE.UU. con miles de participantes.

¿Por qué apuestas por OVH?

Las siglas de OVH vienen del acrónimo francés ‘Nosotros os alojamos’. Somos una multinacional francesa líder en Europa en cloud y servicios en Internet, que compite contra Amazon, Google y Alibaba. Contamos con un millón de clientes.

Nuestro éxito se basa en ofrecer productos innovadores, a medida de cada cliente y, también, seguros. Tenemos 17 años de vida -comenzamos como una start up- y a final de año esperamos ser casi 2.200 personas en todo el mundo y facturar cerca de 400 millones de euros. En España llevamos desde 2006.

Tu lema de trabajo…

Pásatelo bien mientras trabajas. Nuestro día a día debe tener algo de juego y de reto para estar siempre atentos y centrados en lo importante.

Un consejo para tener éxito…

Debes dedicar más tiempo y más atención que los demás.

¿Cuál es vuestro punto fuerte?

Ofrecemos desde cosas muy básicas, como el registro de dominios o el hosting -alojamiento para que los usuarios de Internet puedan almacenar información, imágenes, vídeo, o cualquier contenido accesible vía web- hasta lo que realmente es nuestro negocio –supone el 85% de la facturación- que es la venta y alquiler de servidores -físicos y virtuales- para trabajar en nubes privadas de empresa. También ofrecemos nube pública como Amazon.

Y tanto en uno, como en otro, ofrecemos la parte física así como el servicio con tecnologías de partners, como VMware, aunque también disponemos de muchas que desarrollamos nosotros.

¿Nuestro punto débil? Comunicamos poco y de forma mejorable. Pero sólo con el boca a boca de clientes en España hemos crecido un 30%... porque nuestros productos funcionan.

¿Cómo se diferencia un buen servicio cloud de uno malo?

Hay que apostar por el que ofrezca una buena relación entre agilidad, eficiencia y precio. Creo que empresas como Uber son un buen ejemplo de lo que hay que buscar: sus servicios son ágiles -puedes pedir el coche por el móvil-, rápidos y te ofrece el precio final antes de llevarte. En el mundo Cloud queremos dar lo mismo.

Confiamos tanto en nuestros productos que no pedimos ningún tipo de permanencia -es decir, no hay compromiso de permanencia, el cliente utiliza nuestros servicios según sus necesidades en cada momento-. Y al ofrecer servicios virtualizados somos capaces de ofrecer servidores en pocos segundos. Pocas empresas, aparte de Amazon, pueden presumir de hacer lo mismo.

¿Qué es lo que os diferencia de la competencia?

Somos un proveedor de servicios, pero también ensamblamos y construimos servidores. Fabricamos hardware para servidores, las mesas para colocarlos… Dominamos toda la cadena del servicio que ofrecemos, desde el edificio hasta la red. Y ello nos permite ofrecer innovación en toda la cadena.

Qué te gusta destacar de vuestros servidores…

Llevan lo último en tecnología. Por ejemplo, están refrigerados por agua y eso nos permite gastar la mitad de energía que la que emplea la competencia con ellos. Así que se puede decir que ofrecemos centros de datos ecológicos.

Ofrecéis varias gamas de precio, ¿cómo se consigue eso?

Reutilizando los servidores que, en nuestro caso, tienen tres vidas. Por ejemplo, a los tres años desmontamos los servidores de ‘primer nivel’ y reutilizamos sus componentes para ensamblar otros de ‘segunda generación’ a precios más bajos. A su vez, esto lo volvemos a hacer abaratando más los costes en una tercera generación.

De esta manera, podemos ofrecer una buena relación calidad/precio según lo que se busque. Y como somos los que desarrollamos y ensamblamos los servidores, somos capaces de hacerlo. Otros competidores no, porque ofrecen su Cloud sobre servidores de marcas como HP o Lenovo.

¿Qué importancia tiene en OVH la ciberseguridad?

Toda. Vivimos, en cierto modo, en ‘modo paranoico’ porque es la única forma de estar seguros. Por supuesto, contamos con un gran equipo de expertos y hackers en seguridad.

¿Realmente es seguro trabajar en una Nube?

Sí. Creo que el cloud es un tema interesante porque no ha habido grandes ciberataques contra nubes. Lo cierto es que los que hay no son contra nosotros como tal, sino contra los clientes que tienen alojados sus datos en nuestros servidores.

Por eso siempre ofrecemos la máxima transparencia y nuestros clientes saben en todo momento qué pasa en nuestra nube. El año pasado, por ejemplo, detectamos un ataque de denegación de servicio contra un cliente nuestra tras haber infectado más de 150.000 cámaras de vigilancia conectadas a Internet.

¿Existen diferentes niveles de seguridad en la nube?

Sí. En Francia por ejemplo, hay cuatro llamados Tier -del 1, el más básico, al 4 el hiperseguro-. Nosotros somos Tier4 -y en Francia sólo hay dos o tres compañías en ese nivel-. Con nuestro nivel trabajamos para bancos, empresas de transporte público, de telecomunicaciones… todas infraestructuras críticas.

¿Cómo evitáis que los malos utilicen vuestros servicios Cloud?

OVH presta servicio y no quiere mirar los datos de los clientes. Apostamos por la libertad de Internet. Hemos tenido alojada información de Wikileaks y ha habido presiones de gobiernos para darle acceso al contenido y nos hemos negado. Si lo hiciéramos perderíamos la confianza de nuestros clientes. Por eso, también destacamos que somos una empresa europea. Otras compañías como Google se someten a leyes que muchas veces ni conocemos, así que dudo mucho que no faciliten datos alojados a su gobierno por temas que se consideren de seguridad nacional.

Qué te preocupa en el día a día...

Tenemos millones de clientes y sabemos que son objetivo de los cibercriminales. Por eso queremos también ayudar a los que confían en nosotros con nuestra tecnología e infraestructura. Eso sí, ellos también tienen que poner de su parte, ya que muchos de los grandes ciberataques vienen de fallos humanos o de brechas de seguridad en el software que usan y gestionan.

Por ejemplo, tenemos una tecnología propia para evitar ataques de denegación de servicio -DDoS- limpiando todo el tráfico malicioso que pasa por nuestra nube. Cualquier comportamiento anormal es desviado, analizado y redireccionado. Podemos analizar hasta 6 TB por segundo… y pocos tienen tanta capacidad.

Desde el 25 de mayo de 2018 tener una brecha de seguridad que afecte a datos personales puede suponer una multa de hasta 20 millones de euros…

Sí, por el nuevo reglamento europeo de datos -el GDPR-. Nosotros somos proveedor de infraestructuras, pero no sabemos qué datos guardan en ellas nuestros clientes así que es cosa de ellos cumplir con la normativa. Lógicamente si los datos que se han robado son de nuestros servidores centrales, es culpa nuestra, pero lo habitual es que sea a través de las aplicaciones de la empresa -por ejemplo, por no tener claves seguras-.

Desgraciadamente, gran parte de los ciberataques contra empresas vienen de fallos de los usuarios.

Lo más raro que hacéis en OVH…

Cuando una empresa nos contrata para alojar datos de salud pedimos un certificado para que asegure que no se usará con fines discriminatorios -por ejemplo, para dar una póliza de vida a un precio u otro en función de los análisis-.

Dentro de nuestras posibilidades, luchamos por la privacidad en Internet. También hay clientes que contratan nuestros servicios para realizar ‘farming’ de Bitcoins -obtener monedas virtuales de forma artificial-.

Y lo que más te preocupa…

La privacidad. Es fundamental que luchemos por ella frente a gobierno y empresas. En ese sentido es importante recordar que nuestros servidores siempre cumplen las leyes europeas -salvo los clientes de EE.UU. que están en este país-.

¿Qué te preocupa del futuro digital?

El uso que podemos hacer de los datos. El ser humano es muy peligroso. Ahora parece que hay ciberdelincuencia, ciberterrorismo, ciberataques, ciberpederastas… cuando, en realidad, los malos siempre han estado ahí. El problema es que, ahora, a través del ciberespacio pueden actuar en todo el mundo.

Un techy a quien admires…

Para mí el fundador de OVH, Octave Klaba. Le considero un techy en el sentido de persona con inquietud que busca siempre un nuevo punto de vista sobre la tecnología.

Cuando comenzó en el mundo del cloud ni existía esta palabra. Pero conoció el mundo de los centros de datos y pensó: “esto yo lo puedo hacer mejor”. Dice que hay que tener una empresa con forma de pirámide al revés. La fuerza de la empresa son los de abajo y los últimos los que ejecutan las decisiones.

Tiene una teoría de trabajo que llama el hipercubo, que permite analizar situaciones del negocio desde diferentes puntos de vista para encontrar la mejor solución. Además, tiene una visión muy humanista. Nunca pone el dinero como principal preocupación, lo primero es trabajar por la gente, trabajar para mejorar las cosas. En cierto modo se parece un poco a la filosofía de Elon Musk –fundador de Tesla, Space X-.

Sois una empresa amigable para los hackers y ofrecéis recompensas por reportar fallos de seguridad…

Sí, según el tipo de fallo desde 50 a 10.000 euros. Se pueden reportar brechas de seguridad -y ya hemos pagado a muchos por hacerlo-. Nos ayuda a ofrecer la mejor seguridad.

Dentro de 20 años te ves…

Descubriendo otros mundos -risas-… aunque, de momento, me basta conocer más sobre el ser humano.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

¿Qué opinas? (Login)
Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de Onemagazine
  • No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.
  • La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.
  • Tu dirección de email no será publicada.
  • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.