www.onemagazine.es
Esquema de ataque de Stuxnet
Esquema de ataque de Stuxnet

Stuxnet, el comienzo de la ciberguerra

sábado 24 de octubre de 2015, 12:14h

En enero de 2010 el mundo conocía a Stuxnet, un virus que había infectado a la central nuclear iraní de Natanz. Esta fecha es el comienzo de la ciberguerra a las que los gobiernos se enfrentan día a día.

La historia de Stuxnet comenzó hace cinco años, cuando los inspectores de la Agencia Internacional de Energía Atómica estaban realizando una visita notaron que algunas de las centrifugadoras para enriquecer uranio estaban fallando bajo la sorpresa de los propios técnicos de la central.

El gusano se apoderó de 1.00 máquinas y le dio instrucciones de autodestruirse. Ahora este malware está considerado como el primer ciber-arma, todo un precedente de lo que los gobiernos tendrán que enfrentarse.

Para lograr el objetivo el virus penetró en la red, seguramente a través de una memoria USB infectada que se insertó en un ordenador de la central nuclear. Una vez en el sistema informático Stuxnet buscó el software que controlaba las máquinas centrifugadoras y lo reprogramó. Hizo que las centrífugadoras giraran peligrosamente rápido durante unos 15 minutos para después volver a la velocidad normal. Un mes después, desaceleró las centrifugadoras durante unos 50 minutos. Una tónica que se repitió en distintas ocasiones durante varios meses. Esta tensión provocada por las velocidades excesivas hizo que las máquinas infectadas, alrededor de mil, se desintegraran.

Resolver el problema no fue nada fácil y es que, según la empresa Symantec, experta en seguridad, para crear Stuxnet se necesitaron de 5 a 10 expertos en software, que trabajaron durante medio año. A pesar de estas suposiciones a día de hoy todavía se desconoce quién creo e
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Onemagazine

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.