¿Pensabas que los juegos para videoconsolas eran un buen ejemplo de inteligencia artificial? Realmente, sus algoritmos son de lo más fácil, repitiendo exactamente los mismos patrones de comportamiento. Mas una compañía anglocheca desea mudar eso.

La compañía Keen Software desea dotar de más inteligencia a estos personajes, logrando que el software sea capaz del juego sea capaz de aprender nuevas asociaciones y patrones, reaccionando en consecuencia en frente de las situaciones de diversa dificultad que se presenten. “Uno de mis sueños de siempre ha sido crear inteligencia artificial -AI- a un nivel humano”, cuenta Marek Rosa, presidente de Keen Software.

En el mes de julio, Keen Software lanzó GoodAI, una filial dedicada particularmente al desarrollo de inteligencia artificial. Desde ella se ha creado el software de código abierto Brain Simulator. Este sistema deja adiestrar redes neuronales a fin de que respondan a los estímulos de un juego. Los ordenadores de GoodAI no han aprendido por adelantado las reglas de los juegos en los que participan mas, al conectarse múltiples de estas redes, se pueden crear comportamientos más complejos.

Uno de los juegos para videoconsolas a los que puede jugar Brain Simulator consiste en un laberinto, en el que el protagonista “comenzará a efectuar ciertas acciones al azar, y observará de qué manera está provocando cambios en el ambiente, o bien de qué forma el ambiente le cambia a él”, expone Rosa; “mientras que cambia el ambiente, aprende todas y cada una estas asociaciones y patrones”.

“Desde las damas al ajedrez al póquer, ciertos logros más esenciales de las investigaciones de inteligencia artificial se han probado en un tablero de juego”, explica Roman Yampolskiy, maestro adjunto de la Universidad de Louisville –EE.UU.- y también estudioso sobre inteligencia artificial. Ahora el enorme reto va a ser trasladar estos avances en AI a otros géneros de software.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here